Mejorar aspectos de nuestro habla a través de la respiración.

  • En momentos de agitación, la respiración es más acelerada, corta y superficial

    logopeda en alicante
    Alba Castillo. Logopeda
  • La respiración diafragmática es lenta y profunda
  • Existen técnicas para ayudar en el tratamiento de trastornos alimentarios, el estreñimiento funcional crónico.
  • El proceso de cambio ha de hacerse lenta y progresivamente

Para Alba Castillo, logopeda en UME, la respiración es una función vital inconsciente e involuntaria; y está en nuestra naturaleza hacerlo de forma correcta, pero a lo largo del tiempo y como consecuencia del estilo de vida que adaptemos, cambia. Sin embargo, existen formas correctas e incorrectas de intercambiar aire con el ambiente a través de nuestros pulmones generando disfunciones en la forma en la que nos expresamos.

Podemos observar algunas diferencias en la respiración en momentos en los que estamos más relajados y en aquellos en los que nos encontramos más agitados, estresados o nerviosos. En momentos de calma, la respiración es más lenta, más profunda, el intercambio de aire es mayor por lo que las células de nuestro cuerpo se oxigenan más y mejor, estimulando la circulación sanguínea. Esto a su vez provoca el estado de sosiego en el que el cuerpo se encuentra, ya que hace que el corazón lata más lentamente, alcanzando así la persona un punto de serenidad, relajación muscular y tranquilidad mental.

Logopedia UME
Sin embargo, en momentos de agitación, Castillo refiere que la respiración es más acelerada, corta y superficial. La capacidad pulmonar media del ser humano es de 6L y se utilizan 0,5L de media en cada inspiración de este tipo. El intercambio de aire que se produce no permite una buena oxigenación de las células del cuerpo y el corazón bombea más rápido. Además, en esta última se suele hacer el intercambio de aire por medio de la boca, olvidando que la forma correcta es utilizando la nariz. ¿Por qué? Porque la nariz filtra, humedece y regula la temperatura del aire que entra a nuestro cuerpo.

El diafragma es un músculo alargado en forma de bóveda que se encuentra en la parte central del cuerpo, bajo las costillas y por encima del estómago. Regula y controla varias funciones durante el ciclo vital de la persona: la defecación, el equilibrio, el parto… y, sobre todo, la respiración.

La respiración diafragmática. Una técnica para mejorar como hablamos.

La respiración diafragmática es lenta y profunda, viene practicándose desde tiempos inmemoriales por los muchos beneficios que aporta al cuerpo. Para ponerla en práctica debemos coger aire profundamente mientras mantenemos una mano sobre el tórax y otra sobre el vientre, siendo conscientes así del movimiento de este músculo y comprobando, al mismo tiempo, que el pecho no se eleva.
Como muestran algunos estudios, este tipo de respiración es efectiva y se utiliza como técnica para ayudar en el tratamiento de trastornos alimentarios, el estreñimiento funcional crónico, la hipertensión, la migraña, la ansiedad… puede mejorar la calidad de vida de pacientes con cáncer y pacientes con insuficiencia cardíaca. Sin embargo, algunos científicos muestran también controversia en aquellos casos donde el paciente sufre disnea (o sensación de falta de aire).

Es por ello que, en caso de haber adquirido un patrón respiratorio desacertado y querer alcanzar un nuevo patrón más ventajoso, el proceso de cambio ha de hacerse lenta y progresivamente para evitar las sensaciones de ahogo y falta de aire.

¿Deseas mejorar este y otros aspectos de tu forma de hablar? A través de nuestra logopeda te podemos ayudar. Ofrecemos servicio presencial y también consulta On Line

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Utilizamos cookies propias y de terceros para obtener datos estadísticos de la navegación de nuestros usuarios y mejorar nuestros servicios. Si acepta o continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información   
Privacidad
programas de cuidados en el domicilio